Entrevista a…..

…. Noemí, autora del blog “Me gusta mi barrio”

Hoy hemos desayunado con Noemí, fundadora del blog “Me gusta mi barrio”, un espacio donde podrás cotillear qué hacer, donde ir, lugares increíbles que descubrirás todos en un mismo site. Casi todos aptos para ir con niños.
Y claro, teníamos muchas  preguntas que hacerle:

megustamibarrio

¿Cuánto caminas para descubrir tantos lugares tan maravillosos?

Mucho!! Es lo que más hago, caminar mirando bien las calles. De hecho, el blog surgió de mis paseos con Guille  en la baja de maternidad.
¿Cuándo comenzaste con el blog y qué te llevó a ello?

Comencé el blog al reincorporarme al trabajo. Me sentía un poco asfixiada, un poco estancada y además, mi escala de prioridades había cambiado mucho. Necesitaba tener algo mío en donde volcar mi necesidad de escribir lo que me apeteciera, sin más pretensiones. Además, hay muchas historias interesantes detrás de un mostrador.
¿Qué tiene que tener un lugar para que se publique en tu blog?

Depende de mi experiencia en ese sitio, de si encuentro una historia interesante en sus dueños, de si me gusta lo que venden… El criterio es personal pero muy abierto.
Da la sensación de que siempre estás en la calle…. Cuando tienes que quedarte en casa ¿Qué haces?

Estoy poco en casa, es verdad, pero, cuando estoy, hago un poco de todo. Me gusta mucho jugar con Guille, que ahora ocupa buena parte de mi tiempo, y el resto, me gusta estar con mi marido, leer y escribir, cocinar y ver series. Aunque  luego me engancho a las redes sociales y no hago nada de nada.
¿Qué es lo que más te gusta hacer con tu peque?

Me gusta estar con él, jugando o yendo de paseo. Cuando programo una salida, siempre intento que él pueda estar entretenido, que haya posibilidad de ir a un parque o de estar en un sitio donde pueda correr a sus anchas. Es divertido verle crecer y estar ahí, colaborando.
Además de este blog, tienes tu trabajo “normal” y colaboras en la sección infantil del portal Madrid Diferente, tienes un niño y esperas otro. ¿cómo se hace?

¡Durmiendo poco! Y tengo mucho apoyo familiar, por supuesto. En general, a mi familia tampoco se le va a caer la casa encima si hay un terremoto. Mi pareja sabe que esto es importante para mí y es paciente con mis necesidades blogueras, me deja tiempo y espacio para llevarlo a cabo.
Dentro de Madrid Diferente con niños, te encargas de elaborar una agenda semanal con lo que pasa en la capital. ¿Cómo te enteras de todo? Eso tiene que ser brujería…. 😉
Leo mucho, me suscribo a muchas newsletter y hay mucha gente que me pasa referencias para que las incluya. Te sorprenderías de la cantidad de gente que hace cosas y que quiere darse a conocer, claro. De todo no me entero y todo no cabe pero intento hacer una selección variada.

Desde el punto de vista de madre, ¿crees que hay variedad de ocio infantil? ¿Qué faltaría?

Soy madre de un niño de dos años. Hasta ahora, teníamos las opciones bastante limitadas. Ahora cada vez tenemos acceso a más cosas y también estoy viendo que se abren sitios nuevos con otro tipo de propuestas. Creo que el ocio infantil está empezando a enriquecerse con iniciativas distintas pero es un movimiento bastante reciente en la mayoría de los casos, hay que tener paciencia y darle más tiempo. Empezamos a salir poco a poco del sota, caballo, rey…
Entrando en temas más profundos… ¿Acepta la sociedad la inclusión de niños dentro de nuestro ocio? O ¿son lugares especiales para ellos separados de los adultos?

Creo que está evolucionando. Afortunadamente, hay una buena parte de los mejores emprendedores de Madrid que son gente con niños y por lo tanto, sensible a sus necesidades. Aparecen nuevas cosas. Sin embargo, el tema de la restauración es complicado. La gente no quiere compartir el espacio con los pequeños, creen que son ruidosos y maleducados, cuando hay problemas que podrían solucionarse sólo con tener unas tronas de Ikea (que cuestan 20€) y con padres más respetuosos. Es una cuestión de educación. Si el padre es un cafre, la culpa no es del niño. Aún así, he tenido que oír comentarios de gente que compara tener a niños en restaurantes con tener a perros, en el sentido de “si yo aguanto a los niños, ¿por qué no van a aguantar ellos a mi perro?”.  Para mí, sinceramente, no es lo mismo y no entiendo que la sociedad avance en la admisión de animales en los locales de restauración y siga relegando a los niños a sitios de niños.

 
Ha sido un placer compartir este desayuno con Noemí, que por cierto, no había estado todavía (¡Increíble pero cierto!) en el lugar que escogimos: La bicicleta en Madrid.  

la bicicleta

 

FDO: @Latiamolona

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *