Jugamos a aprender los sentimientos con bebés a partir de 12 meses

Como sabeis lo niños aprenden constantemente y una de las cosas que a veces nos olvidamos es enseñarles sobre los sentimientos y las palabras que los describen. Ellos muchas veces no saben somo se sienten y aprender sobre ellos les ayudará a expresarse mejor, desarrollar la imaginación  y desarrollar su empatía (comprensión de los demás). Así que, hablar sobre las emociones de tu peque y las de los demás, tanto personas reales como imaginarias cuando le leéis en un libro o en los cuentos de tu bebé, por ejemplo: “Pedro está contento hoy”. “Alicia está encantada, ¿verdad?”, “Tony está disgustado porque se ha caído”.

Cuando los niños no conocen los sentimientos de los demás, o que no saben expresar los suyos con palabras, muchas veces recurren al medio físico para mostrar rabia o frustración. Para que tu peque pueda entender mejor sus sentimiento, puedes empezar por hablar sobre ellos y enséñarle las palabras que utilizamos los mayores para describir lo que sentimos.

BebeJugandoDoctor

Una buena forma para que tu peque aprenda los sentimiento es por medio de juegos, como por ejemplo cuando le cuentes un cuento puede usar alguno de sus peluches o juguetes porque los puedes mover y hacer que hagan sonidos adecuados. Mediante los juegos de simulación tu bebé puede expresar o representar lo que le asusta, le frustra o le enfada, como por ejemplo la llegada de un hermanito. Puedes jugar con él preguntándole, por ejemplo: ¿Cómo se siente el perrito hoy?” o “El perrito está saltando, está contento”, o “El coche se ha chocado y hecho daño, vamos a curarlo y hacer que se sienta mejor”.

También puede descargarte algún imprimible para utilizarlo con tu bebé para que aprenda a reconocer las expresiones y sentimientos en él, o también puedes hacer unas caretas divertidas y colorearlas con él y así desarrollar también su motricidad fina y aprendizaje de los colores.

PrintableFaces
Fuente http://www.teacherspayteachers.com/

Estos juegos de simulación ayudarán a que tu peque hable de sus sentimientos proyectándolos en su muñequito o  juguete y así poderlos entender mejor y aprender a controlarlo.

¿Te animas a probarlo?

Puedes encontrar más juegos para tu bebé en este blog y en el libro “Estimula la mente de tu hijo”

Fdo: Ana Molleda. La mamá de 5mimitos

Debería estar muy content@ y no me siento bien

embarazada con ecografía

 Acabo de saber que estoy embarazada, acabo de saber que mi pareja está embarazada, acabo de tener un bebé…y no me siento bien. En la intimidad de la consulta de matrona me encuentro, en numerosas ocasiones, con mujeres o con sus parejas que me preguntan por sus emociones en situaciones vitales en las que socialmente tenemos interiorizado que la mujer o la pareja deberían sentirse bien. Ell@s me preguntan ¿es normal? ¿por qué me pasa esto? ¿qué significa?…Entonces intento explicarles que las emociones, los sentimientos, se originaron en los seres vivos como mecanismos para facilitar la toma de decisiones ante los estímulos que se presentaban en su entorno vital.

¿Qué hacer? ¿Acercarse o huir? ¿Amar u odiar?… y que de esta decisión dependía muchas veces la supervivencia (Allman, 2000). Esto hace que las emociones no sean positivas o negativas, sino activaciones de nuestro sistema nervioso que nos predisponen a la acción, por lo que lo importante es pararse a identificarlas. ¿Cómo me siento?…content@, optimist@, ilusionad@, preocupad@, nervios@, enfadad@, etc. Una vez que las identificamos conseguimos valorarlas con cierta distancia, dejamos de ser la emoción y percibimos a la persona que somos con un sentimiento. Esta distancia nos permite dar el siguiente paso ¿comprender por qué me siento así?.

Estoy feliz porque deseaba mucho ser madre/padre, estoy preocupada porque el saber que voy a ser o que soy madre/padre me hace sentir responsabilidad, etc. Y una vez que empiezo a entender el porqué de mi sentimiento puedo cuidarme y dejar fluir e irse al sentimiento intenso que me invadió. Y en los casos en los que sea preciso tomar la decisión más adecuada. No me siento bien… porque estoy muy preocupada, puedo consultar con un profesional; porque estoy muy cansada, porque no me encuentro con tanto cambio…puedo hablar con mi pareja y con mi entorno para organizarme mejor. También puedo ver que es posible tener sentimientos contradictorios, estar feliz e infeliz por una misma circunstancia. Esto se conoce como “ambivalencia” y en el embarazo y el puerperio es muy frecuente que se dé. Si sientes algo de esto es bueno que sepas que es normal en estas etapas de la vida y no sólo por los cambios hormonales, sino también por los cambios de estilo de vida y por el significado que cada uno le da al hecho de tener un hijo. Por hoy recuerda que las emociones pueden ser nuestras aliadas si las identificamos bien y si quisierais saber más de ellas podremos plantear más aspectos concretos a través del Blog.


Matilde Fernández y Fernández-Arroyo. Matrona