Los bebés aprenden jugando

Hoy os contamos cómo los bebés aprenden jugando. Ya sabes que en 5mimitos nos encanta  jugar porque es la forma más efectiva y divertida de aprender. Está comprobado que el juego tiene una gran importancia en la evolución cerebral del pequeño.

Desde los primeros meses, los bebés disfrutan y empiezan a retener información con los juegos. A través de la imitación y la repetición comienzan a desarrollar todos los aspectos que se trabajan con la estimulación: La cognición, la motricidad, el lenguaje, las relaciones sociales, la expresión emocional y la creatividad.

bebe jugando con sonajeroJugando los niños también desarrollan su capacidad natural de socialización y adaptación al entorno, además el juego también ofrece un momento único para el desarrollo de las relaciones familiares y sociales y además de ser  la herramienta ideal para que el pequeño vaya aprendiendo progresivamente  las normas y el funcionamiento del mundo que le rodea.

Para los bebés su primer juguete es su propio cuerpo, mientras que sus padres y hermanos son sus primeros compañeros de juegos. Cada nueva sensación o descubrimiento corporal es una sorpresa que le emociona y le estimula a jugar.

Cuando son bebés cualquier sonido o movimiento puede convertirse en un gran juego. Unos ojos que se cierran y se abren, una mueca que se repite, sacarle la lengua, unos dedos que se mueven mientras le cantas una suave canción… en estos primeros meses de vida cuanto más simple sean los juegos más fácil le será al bebé a aprender sobre su propio cuerpo y sobre el entorno que le rodea. Por eso es tan importante darle masajitos mientras le echas a cremita después baño, para que él vaya siendo consciente de su propio cuerpo, le relaje y sea un momento de juego con su mamá o papá.

La semana que viene seguiré contanoos los beneficios del juego en niños, y cómo les ayuda a aprender mientras pasan un buen rato.

Fdo: Ana Molleda. La mamá de 5mimitos

Los bebés hacen algo más que jugar

Ver a un bebé jugar es una de las cosas más bonitas que hay. Se divierten con sus dedos de las manos, con sus dedos de los pies o con cualquier cosa que encuentran o les dejan al alcance. Pero, ¿están jugando realmente?

El juego es una de las actividades más importantes de los niños. Es una forma de aprender sin darse cuenta de que están aprendiendo.

Bebe jugando

Es una actividad que realizan desde que nacen, mediante ensayo y error aprenden a realizar los movimientos básicos, descubren sus manos, descubren sus pies, aprenden a girarse sobre sí mismos.

Todas estas actividades están teñidas de un tinte lúdico, ya que de esta forma, el esfuerzo que requieren será llevado mejor y además de la satisfacción del logro cumplido, van disfrutando en cada intento, en cada descubrimiento.

Como es natural, cuando nuestros hijos se dedican a jugar no se lo impedimos, sobretodo durante el primer año y medio de vida; pero entorno a los 2 años, intentamos que también realicen otras actividades, más normativas.

Estas actividades más normativas son positivas para su desarrollo y evolución, pero debemos potenciar que estas actividades sean amenas y divertidas para que puedan incluirse dentro de su vida.

Bebe subiendo a un columpioEl juego no es únicamente una actividad lúdica, es la forma básica de aprendizaje de los niños.

En los dos primeros años de vida, a través de las actividades lúdicas, estimulan sus sentidos usando su propio cuerpo como herramienta para descubrir el mundo y su lugar en él.

Es por este motivo, por lo que debemos permitir que los niños exploren, prueben, toquen, se lleven las cosas a la boca, por supuesto, siempre con nuestra supervisión y cercanía, pero sin coartar sus movimientos.

Para ello no es necesario que les llenemos de juguetes y objetos caros, simplemente, dejemos a su alcance objetos cotidianos y seguros.

¿De qué forma potencias las actividades lúdicas en el día a día de tu bebé?

Fdo: Alejandra F. Aladro. Psicóloga en PequeEnFamilia.com