Cuentos para que tu bebé aprenda sobre él

Cuando tu peque tenga ya los 2 años, poco a poco le gustará ir conociéndose así mismo.

La manera más fácil es contándole cuentos sencillos sobre cuando era más pequeño, por ejemplo: ” Éste es tu sombrero de cuando eras un bebé “. Las fotos son una manera estupenda de ayudarte a contarle cuentos para que tu bebé aprenda más cositas sobre él, por ejemplo: ” Éste eras tu cuando naciste”, “Éste eres tú en el parque”, “Éste eres tu jugando con tu hermano…”, “Éste eres tu en la playa…”, “Ésta es mamá cuando…” y si tiene un hermano mayor y además te ayuda, prestará mucha más atención.

Poco a poco puedes ir transformado estas pequeñas historias en cuentos más largos.Niños Leyendo

Por medio de los cuentos tu bebé puede ir conociendo sus partes del cuerpo, los momentos del día, historias ya pasadas… Con estos cuentos conseguirás que tu peque  entienda el pasado y el presente, desarrolle la memoria, aptitudes lingüísticas y numéricas.

Algunos ejemplos de los cuentos que puedes contarle son:

  • Sobre el Cuerpo: Con estos cuentos aprenderá más sobre sí mismo nombrando cada parte de su cuerpo, por ejemplo: “Ésta es tu nariz, ésta es tu oreja”…. El cuento puede empezar con el cuerpo de tu bebé, enumerando sus partes: “Tienes una nariz, 2 orejas y uno, dos, tres, cuatro, cinco dedos en los pies”. Pellizca cada dedo mientras dices: “uno, dos, tres, cuatro, cinco; estoy contento y salto. Seis, siete, ocho, nueve, dies; me río y salto otra vez”.
  • Sobre momentos del día: Puedes empezar recordándole a tu niño alguno de los momentos importantes del día, por ejemplo si habéis salido de paseo a visitar a un amigo o a un familiar, si habéis visto algún animal u oído algo diferente, o recordando lo que ha desayunado. Es muy bueno también compartir las historias de tu día, qué has hecho, dónde has estado, el momento más adecuado tal vez sea justo después del baño o antes de irse a dormir. Seguro que le encantarán y le ayudarás a desarrollar su memoria.
  • Sobre historias del pasado: También le puedes contar historias sobre ti y tu pareja, para enseñarle cosas que ocurrieron en el pasado. A los peques le resulta difícil hablar de cosas en las que no estén ellos presentes. Hablar de acontecimientos que ya han sucedido le ayudará a imaginarse el pasado y fijarlo en su memoria. Más adelante, cuando crezca un poquito, el niño podrá recordar acontecimientos y será capaz de contarte historias sobre él.

 

Puedes encontrar más juegos para tu bebé en este blog y en el libro “Estimula la mente de tu hijo”

Fdo: Ana Molleda. La mamá de 5mimitos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *